HOME
Propiedades
Corredores
Blog
Quiero Sumarme

¿Qué es y cómo arrancar en Real Estate?

Si estás interesado en el real estate tenés que saber que es un término inglés que  hace referencia a la compra-venta de los tres tipos de propiedades: personales, comerciales e industriales. En Argentina nos referimos a esto como negocios inmobiliarios o bienes raíces.

Si querés empezar a trabajar en Real Estate, antes tenés que estudiar la carrera de corretaje inmobiliario y ahorrar algo de dinero para costear los gastos iniciales, como la matrícula habilitante. Una buena forma de adquirir contactos y experiencia, así como conocer cuál es el trabajo de un corredor inmobiliario, es asociándote con inmobiliarias mientras terminás tus estudios.

Existen varias formas de trabajar en el rubro: podés trabajar en inmobiliarias tradicionales, en redes de inmobiliarios o crear tu propio negocio. En este artículo vamos a explicar cuestiones básicas del real estate para que puedas comenzar tu carrera como corredor inmobiliario.

En este artículo:
¿Qué es el real estate?
¿Qué necesitas para iniciarte como corredor inmobiliario?
3 cosas que tenés que saber antes de empezar a trabajar en el real estate
¿Cómo construir relaciones útiles para posicionarte en el mercado inmobiliario?

¿Qué es el real estate?

Real estate” es el término inglés que hace referencia al sector inmobiliario de los tres tipos de propiedades existentes: residenciales, comerciales e industriales. No sólo abarca la compra-venta de éstos, sino también índices de construcción, entre otras cuestiones que hacen al mercado de bienes raíces.

Bienes inmuebles son aquellas cosas que no pueden ser trasladadas ya que su ubicación es fija y está adherido al suelo. Las construcciones tales como casas o edificios, o tan solo los terrenos, son de por sí bienes inmuebles. Y las transacciones que los involucran se consideran parte del área de trabajo del profesional inmobiliario.

Como parte del real estate, en Argentina la compra-venta de propiedades suele estar asociada al trabajo de las empresas inmobiliarias. Éstas se encargan también de la administración de bienes, aunque lo usual es la resolución de contratos de locación y venta. Ahí son los corredores inmobiliarios quienes tienen la tarea de captar nuevos bienes inmuebles, clientes y potenciales compradores de los inmuebles que tienen en su cartera.

¿Qué necesitas para iniciarte como corredor inmobiliario?

Si te interesa trabajar en el mercado de bienes raíces es importante que sepas que tenés que estudiar la carrera de corretaje inmobiliario. Si tenés dudas sobre dónde estudiar para ser corredor inmobiliario en Argentina, te acercamos este artículo que incluye información sobre universidades tanto públicas como privadas para que elijas el lugar que mejor se adecúa a tus necesidades y posibilidades.

Lo importante es que sepas que te recibís con un título habilitante que te dará la posibilidad de matricularte y comenzar a trabajar, según lo establecido por la Ley 2.175 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Por eso, no cuelgues con el estudio: cuanto antes termines, antes podrás ejercer. 

¿Cómo ganar experiencia en el rubro antes de recibirte?

La mejor forma de ganar experiencia mientras estás estudiando corretaje inmobiliario es trabajando en una inmobiliaria. Enviá tu currículum vitae a aquellas que te interesen, ya sea porque son la tendencia, te quedan cerca o están proyectando en un lugar que conocés. Esto te va a servir para entender cómo es el ejercicio real del trabajo, a medida que generás trayectoria en el rubro, conocés colegas y seguís aprendiendo sobre el mercado de bienes raíces. 

Tené en cuenta que algunos grupos inmobiliarios suelen pagar por la matrícula habilitante de sus corredores por lo que, encontrar trabajo previo a terminar de estudiar también se te presentará como una ventaja. 

Un tip para conseguir empleo en donde desees es adjuntar una carta de presentación que acompañe tu CV ya que no tendrás mucha experiencia laboral en el ámbito de bienes raíces. Incluí tus objetivos, intereses y por qué elegiste esa inmobiliaria como tu primer ámbito de trabajo. Si estás en duda sobre en dónde empezar a buscar trabajo, acá te dejamos las mejores inmobiliarias del 2022 para que las conozcas y envíes tu CV.

Por otro lado, si tenés intenciones de empezar a trabajar por tu cuenta para iniciar tu propio negocio inmobiliario, te recomendamos este artículo en donde explicamos paso a paso cómo abrir tu propia inmobiliaria y qué factores tener en cuenta al momento de decidir iniciar tu negocio.

3 cosas que tenés que saber antes de empezar a trabajar en el real estate

Para poder empezar a trabajar como corredor inmobiliario necesitás tener en cuenta las siguientes cuestiones para planificar tu carrera de la mejor forma:


1.
Gastos iniciales. El rubro de bienes raíces requiere que afrontes varios costos para ejercer como corredor. El más importante de ellos es la matrícula inmobiliaria ya que sin la misma no podrás realizar tareas de tasación, ni venta de propiedades. El Colegio Único de Corredores Inmobiliarios de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CUCICBA) cobra un arancel, por única vez, de 60 mil pesos y otros 14 mil pesos cada año. También vas a necesitar dinero para destinar a las páginas web donde publiques las propiedades de tu cartera, publicidad de tus servicios e incluso, cubrir otro tipo de gastos relativos como comprar trajes, camisas y zapatos en caso de que no tengas; invitar cafés y hacer presentes a tus clientes y proveedores.


2. No vas a volverte rico de un mes para el otro.
El dinero viene de la constancia de tu trabajo y de tu capacidad de captar y vender inmuebles, pero esto también está afectado al contexto económico en el que te encuentres. Si no tenés un salario fijo ya que solo recaudás la comisión inmobiliaria tu ingreso puede fluctuar por situaciones externas a tu trabajo. El mercado inmobiliario también puede sufrir alteraciones en relación a la oferta y demanda que haya en determinada localidad, o puede suceder que quienes te contraten para una pre-tasación inmobiliaria decidan no vender su propiedad porque en este momento no vale lo que pensaron que saldría. Es por eso que al inicio también te recomendamos tener dinero de sobra ahorrado, para poder empezar a ejercer con cierta tranquilidad económica.


3. Definí tu jornada laboral.
Como corredor inmobiliario vas a encontrarte trabajando fuera de la típica jornada de 9 a 17 horas, de lunes a viernes. Es probable que tus clientes trabajen durante esa franja horaria, por lo que tus reuniones podrían ser durante las últimas horas de la tarde o incluso en los fines de semana. Es importante que puedas establecer horarios en los que estarás disponible y que se lo aclares a tus clientes, para que no estés trabajando todo el día.
Habrá jornadas que requerirán que dediques más tiempo al trabajo, como cuando estés tomando una reserva inmobiliaria, cerrando una negociación o un contrato de locación, pero no debería sucederte a diario. Organizá momentos para cada actividad: charlar con clientes, hacer tasaciones y hacer visitas inmobiliarias.


Con esta información vas a poder planificar el inicio de tu negocio inmobiliario para que los primeros meses te enfoques en captar propiedades y clientes con la tranquilidad de saber que tenés un fondo de reserva que te sostendrá económicamente y que no vas a quemarte las pestañas contestando mails hasta las once de la noche. 

¿Cómo construir relaciones útiles para posicionarte en el mercado inmobiliario?

Ser sociable es una característica que te servirá para trabajar en real estate, ya que tendrás que generar y mantener relaciones de confianza con mucha gente. Cuantas más personas haya en tu base de contactos, mejor será para vos, sean clientes, amigos o conocidos. 

Pero para convertirte en un líder inmobiliario tenés que relacionarte también con colegas, referentes inmobiliarios, constructoras, prestamistas, entre otros rubros. Esto te servirá para cerrar mejores negocios para vos y tus clientes, ayudándote a construir así una referencialidad positiva en el sector inmobiliario. 

Tus contactos cotidianos serán clientes, pero también necesitas conocer trabajadores del rubro que puedas recomendarles. Siempre es bueno tener una escribanía de confianza donde puedan escriturar la propiedad que estés vendiendo, un prestamista en caso de que el comprador necesite más dinero para cerrar un trato, constructores y albañiles por si un vendedor quiere realizar un fix and flip y no sabe con quién hacerlo. Son muchas las profesiones que intervienen en el negocio de bienes inmobiliarios. 

Generar una buena relación con otros trabajadores hará que puedas recomendarlos y ellos lo harán con vos, por lo que también te servirá para captar nuevas propiedades y conseguir potenciales clientes. Son contactos de valor que aportarán a tu trabajo como corredor inmobiliario.

Con esta guía tenés toda la información necesaria para planificar tu ingreso en el mercado de bienes raíces y poder empezar a ejercer como corredor inmobiliario de manera exitosa.

Si querés saber más sobre el rol del corredor inmobiliario y el real estate te invitamos a suscribirte a nuestro newsletter semanal. También podés leer nuestros otros artículos del blog y recomendarlos a tus colegas si te fueron de utilidad. 

ME QUIERO SUMAR A DEINMOBILIARIOS

¡Charlemos!